Romero – Propiedades y usos


El romero, cuyo nombre científico es Rosmarinus officinalis, es una planta perenne que pertenece a la familia de las labiadas (Labiatae). Este arbusto puede llegar a alcanzar un metro y medio de altura. Posee muchas hojas finas y unas flores que pueden ser azuladas, blanquecinas o rosáceas.

Tiene un sabor fuerte con aromas de alcanfor, pino, nuez moscada y lavanda. En el ámbito gastronómico, suele combinar bien con otras plantas aromáticas como el tomillo o el laurel. Es un condimento que potencia el sabor de los alimentos, por lo que es utilizado en guisos tradicionales de carnes, pescado pocos grasos y algunas verduras, también en adobos o en la preparación de encurtidos. Los principios activos se concentran en las hojas y, a veces, en las flores.

Esta planta fue utilizada como una planta mágica para combatir la brujería, el mal ojo o quitar la envidia, así como también para purificar el ambiente de enfermedades como la peste negra. También se usaba en las bodas de la antigua Roma y Grecia para simbolizar el amor y la felicidad de la pareja, considerándola una hierba sagrada.

Propiedades

Carminativa: La planta de romero tiene propiedades carminativas, por lo cual facilita la eliminación de los gases acumulados en el tracto digestivo.

Es por ello que tomar infusiones de esta planta resultan tan buenas para tratar los casos de flatulencia y meteorismo. Si la infusión de romero es usada para mejorar la digestión o para eliminar gases del tubo digestivo debe beberse después de las comidas.

Alergias: El romero nos puede ayudar a detener la secreción nasal, la rinitis y cualquier otra afección respiratoria. Las infusiones de romero no sólo ayudan a combatir la alergia, además mejoran nuestro aparato digestivo, proporcionan energía y quitan la ansiedad. Puedes tomar tres infusiones al día con algunas hojas de romero.

Menstruación: Otro beneficio de la planta es que aporta beneficios para tratar los malestares ocasionados por la menstruación. Las infusiones del mismo ayudan a aliviar la sensación de irritabilidad, los dolores de cabeza y a reducir la hinchazón abdominal.

Problemas respiratorios: Las flores de romero son usadas como un remedio natural para tratar problemas respiratorios tales como el asma, ya que no presenta efectos adversos sobre los pulmones

Incluso en investigaciones se ha descubierto que la planta de romero posee sustancias antiinflamatorias que actúan directamente sobre la inflamación pulmonar.

Perder peso: El Romero es una planta con la capacidad de reducir el colesterol, los triglicéridos, el ácido úrico, mejora la circulación y el estado general del cuerpo.

Al parecer todo esto sumado a su elevado nivel de potasio y la acción antiinflamatoria son elementos que lo hacen adecuado para la gente que desea adelgazar, y bastante eficiente según los estudios realizados al respecto. 

Ver el artículo científico sobre cómo actúa el romero regulando la glucosa y el metabolismo de lípidos en la revista (en inglés) Journal of Agricultural and Food Chemistry.

Antibiótico natural: La planta de romero resulta ser una de las hierbas más potentes como antibiótico natural. Al igual que sus parientes la menta, la salvia y el tomillo, que son todas plantas de la familia de las labiadas, tiene un aroma exquisito y propiedades medicinales.

El poder como planta antibiótica presente en las propiedades del romero  es mayor que el de las otras hierbas, gracias a que posee carnosol o ácido carnosólico, el cual es un agente antimicrobiano muy potente y efectivo.

Es por esto que es muy recomendable su uso en el caso de infecciones intestinales, e incluso se usa como parte del tratamiento de algunas enfermedades venéreas.

Presión arterial: Existe una pequeña confusión, en algunos sitios se lo cita como una planta para hipertensos lo cual es un error, el romero de hecho aumenta la presión arterial por lo que es indicado para la hipotensión, como queda claro en este estudio del uso del aceite esencial de la planta en pacientes hipotensos.

Mejora la memoria: Desde hace tiempo en la cultura popular se designa a esta planta como buena para la memoria, pero en verdad nunca se había corroborado, incluso en Hamlet se hace alusión a esta propiedad del romero cuando Ofelia dice: «Aquí traigo romero, que es bueno para la memoria».

  • Investigación sobre el romero y la memoria

Los mismos Ingleses se encargaron de dotar de pruebas fehacientes a las palabras de su máximo dramaturgo y para eso la Universidad Northumbria (Reino Unido) llevó a cabo un minucioso estudio con el que han demostrado que una elevada concentración en la  sangre de uno de los componentes de esta planta, el 1,8-cineol, mejora el rendimiento cognitivo, concretamente la velocidad y la precisión de las respuestas.

Dicho componente se absorbe a través de la mucosa nasal y de los pulmones, atraviesa la barrera hematoencefálica y todo apunta a que inhibe la enzima acetilcolinesterasa y evita que se rompa el neurotransmisor acetilcolina, ampliamente distribuido por el cerebro humano y necesario para aprender, memorizar y concentrarse.

Así que si andas preparando exámenes, corta una ramita de la planta y ponla en un vaso con agua en el escritorio, o también podemos recurrir al aceite esencial de romero y ponernos un par de gotitas cerca de la nariz, para mejorar nuestra memoria.

La planta de romero y sus propiedades no solo sirven para problemas estomacales y para la caída del pelo, también es excelente para la memoria.

Para el pelo: La forma más común de usar el romero para el pelo es como decocción. Para hacer una decocción de esta planta. Se utilizan unos 35 gr de flores por cada litro de agua y se lleva a hervor por unos 15 minutos.

La preparación se puede utilizar directamente sobre el cuerpo cabelludo, en casos de caída del pelo. También se puede preparar un aceite de romero para dicho fin.

Formas de uso de la planta de romero

Infusión de romero: Dosis adecuadas y cómo hacer té de la planta.

Si se consume por encima de las dosis adecuadas puede ocasionar ciertos efectos adversos asociados con problemas de piel, como por ejemplo dermatitis, prostatitis y gastroenteritis.

Para preparar la infusión de romero la dosis adecuada es de 10 gramos de romero en 1 litro de agua. Al igual que cualquier otra infusión o té debemos llevar a punto de hervor el agua, entonces apagamos el fuego y colocamos en la tetera junto con la hierba, esperamos al menos 5 minutos (mejor 10) para que infusione la hierba. En el caso de la planta de romero, no tomar más de tres tazas al día.

Tintura: colocar en un frasco 200g de romero y agregar un litro de alcohol al 70%. Agitar bien y dejar en reposo de 7 a 10 días tapado, agitarlo una vez al día, filtrar y guardar en un frasco protegido de la luz.

Pomada: calentar en primer lugar la tintura a baño maría hasta reducir 5 veces su volumen (de un litro a 200 ml). Fundir también a baño maría 1 kg de vaselina blanca y agregarle 100 ml del concentrado que acabamos de preparar. Dejar enfriar mezclando bien los ingredientes.

Loción: colocar en un frasco 200 gramos de romero y agregarle un litro de alcohol al 96%. Agitar bien y dejar en reposo 10 días en un frasco cerrado, mezclar una vez por día. Filtrar y guardar en un frasco protegido de la luz.  Al usarla se debe tener en cuenta que mancha la ropa, por lo cual hay que ser cuidadoso con su uso.

Inhalaciones: agregar un litro de agua hirviendo sobre un puñado de hojas de romero. Cubrirse la cabeza con una toalla y respirar sus vapores a suficiente distancia para evitar quemarse con el vapor caliente.

Aceite: Para el aceite se usan 20 gramos de aceite esencial de romero por cada litro de aceite de oliva. Se aplica en dolores reumáticos, neuralgias y problemas similares, siempre masajeando con movimientos circulares.

Otros usos del romero

Además de en la cocina y la medicina, el romero tiene otros tipos de usos en nuestra vida entre los que cabe destacar:

Ambientador: Basta con colgar unas pocas ramas, a ser posible en flor, para que su aroma penetre toda la casa, también funciona como ahuyentador de insectos.

Purificador de agua: Desde hace milenios en el Mediterráneo se usaba el hervir agua con un puñado de romero para purificarla, de esta forma la acción antibacteriana de esta planta era usada para bajar la carga bacteriológica del agua.

Recolección del romero

Cuando se recolecta con fines medicinales, para así aprovechar las propiedades del romero, se utiliza principalmente las flores de la planta, y por esto se realiza la recolección a finales de la primavera, aunque también se pueden usar las hojas.

Las plantas se secan a la sombra y se guardan en cajas de un material neutro como el cartón (nunca vidrio o plástico). Se puede conservar hasta por un año en buenas condiciones.

Contraindicaciones del romero

Si bien estas propiedades son muy importantes, también debemos conocer los efectos adversos del consumo de romero o sus contraindicaciones; y cómo consumirlo de manera adecuada para evitar estos problemas y aprovechar al máximo sus virtudes.

Ya habíamos mencionado que el abuso de la planta tenía sus consecuencias; pero además existen personas que no deben consumirlo, cómo es el caso de las embarazadas, las personas que por el problema que sea deben mantener una dieta baja en potasio y las personas que padezcan o sufran algún tipo de enfermedad o problema renal.

También puede interactuar con diversos medicamentos, por lo que si se está tomando alguna medicación, mejor consultar con el médico antes de adentrarse en el uso de la planta.

Fuentes:

https://www.salud.mapfre.es/cuerpo-y-mente/naturopatia/romero-propiedades-beneficios/

https://ecocosas.com/salud-natural/romero/

https://www.fmdos.cl/noticias/infusiones-decirle-chao-alergias/#:~:text=El%20romero%20nos%20puede%20ayudar,con%20algunas%20hojas%20de%20romero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *