Como cultivar ajo en macetas


 El ajo es  de la familia Allium, la misma  familia de cebollas, chalotas y puerros. Es una de las especias más populares en lo que tiene ver con gastronomía, ya que aporta un sabor y aroma muy especial a los alimentos. Cultivar ajo en casa es muy fácil y requiere de poco espacio en el jardín.

El ajo crece a partir de dientes individuales, separados de un bulbo entero. Cada uno de estos dientes puede volver a multiplicarse en el suelo, dando lugar a un nuevo bulbo con 5 o 10 dientes. Lo mejor de todo es que, conservado en un lugar fresco y seco, es un alimento que se conserva por meses.

¿Por qué cultivar ajo en casa?

Muchas personas han decidido hacer sus propios huertos en casa, ya que es una forma sencilla y económica de obtener alimentos orgánicos, libres de pesticidas. Entre esto, el cultivo de ajo es uno de los favoritos, ya que no requiere demasiados cuidados y tiene muchos usos en el hogar.

APORTES

El ajo concentra importantes nutrientes que contribuyen a mejorar la calidad de la dieta. Según detalla una publicación en la revista Nutrients, este alimento contiene:

Agua (62–68 %)

Carbohidratos (26–30 %)

Proteínas (1.5–2.1%)

Aminoácidos (1.0–0.5 %)

Compuestos órgano sulfurados (1.1–3.5 %)

Fibra (1.5 %)

CONSUMO CRUDO Y COCIDO.

Cocinado puede perder gran parte de sus propiedades. Si el objetivo es tomarlo con fines de salud, se aconseja su consumo crudo, ya sea solo o combinado con zumo de limón.

 CULTIVO EN MACETERO

Cultivar ajo en el hogar es realmente fácil. Lo único que se necesita es paciencia y escoger la variedad.  

Para cultivar ajo en casa se necesita:

  • 1 cabeza de ajo.
  • 1 maceta de 20 centímetros de profundidad.
  • Tierra para macetas.

INTRUCCIONES

  1. Elige una cabeza de ajo de la variedad que prefieras y separa los dientes, dejando la cáscara intacta.
  2. Escoge una maceta adecuada que tenga drenaje, para que pueda evacuar el agua sobrante al regar.
  3. Llena la maceta con suficiente tierra, dejando al menos un centímetro antes de llegar al borde.
  4. Entierra los dientes de ajo en la maceta por lo menos a 10 centímetros de profundidad y con la parte puntiaguda hacia arriba.
  5. En la maceta puedes poner más de un diente de ajo, siempre y cuando queden separados unos 8 centímetros como mínimo uno del otro.
  6. Los brotes de ajo comenzaran a salir entre 16-32 semanas después de la siembra, dependiendo del clima y la variedad.

A TENER EN CUENTA.   

 

 La mejor época para empezar a cultivar ajo en casa es cuando la temperatura es templada. De principio a mitad de cultivo se requieren un clima frío, siendo la temperatura ideal desde los 0 ° C hasta los 15 ° C.

 

Después de esto, la temperatura puede alcanzar hasta los  25 ° C para que las cabezas alcancen su madurez. La recomendación general es empezar la siembra en otoño o en invierno. 

El riego debe ser moderado, ya que demasiada humedad puede incidir en el desarrollo de enfermedades. Se debe mantener la planta libre de malezas y, de ser posible, fertilizar con un poco de composta cada mes. 

COSECHA

El proceso de cosecha del ajo se hace cuando las hojas más antiguas comienzan a secarse. Para ello, se extrae la planta entera, sin retirar las hojas, preferiblemente en días secos y soleados. Luego, se deja secar el bulbo en plena luz solar durante unos dia u una semana.

ALMACENAMIENTO

Cuando el bulbo esté completamente seco, se puede almacenar en un lugar fresco y seco. Si lo prefieres puedes conservarlo con otros métodos como el deshidratado o encurtido.  

Extractado de artículo de Daniela Echeverri Castro •  13/11/2019 publicado en https://mejorconsalud.com/cultivar-suministro-interminable-ajo-casa/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *