Ajenjo – Cómo cultivarlo


El ajenjo, cuyo nombre botánico es Artemisia absinthium, es una planta herbácea perenne que pertenece al género artemisia. Esta hierba ha sido denominada la «madre de todas las hierbas», dadas sus múltiples aplicaciones curativas.

Aquí les indicamos cómo cultivarla.

CLIMA

Se da en diferente tipo de climas, pero no resiste temperaturas bajo 0

Tipo de suelo: 

Es una planta muy resistente a distintos tipos de suelo, aunque estos sean pobres y arenosos y crecerá con hojas más grandes si el suelo es rico  en materia orgánica, con un porcentaje de arena y con buen drenaje.

 PROPAGACIÓN

Por semillas, esqueje de raíces. Sus semillas son muy pequeñas, que si no se recogen en el momento de su madurez, caerán al suelo y formaran un almacigo a los pies de la planta madre.

Donde plantarla. 

Ubicarla en un lugar donde reciba la luz del sol. Resiste semisombra,

 Abono

Abonar por lo menos una vez al año.

Riego 

El ajenjo resiste la sequía.  .

PODA

Todos los años podar la planta  bien abajo para evitar que se coloque leñosa.

BENEFICIOS PARA OTROS CULTIVOS

El ajenjo es un repelente natural  a insectos dañinos para los cultivos

Plagas y enfermedades

No suele tener plagas ni enfermedades.   

 Cosecha: 

Cosechar antes de la floración, ya que ese momento el contenido de aceite esencial es el más alto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *